Noticia El sistema operativo de Google para ordenadores crece

El sistema operativo de Google para ordenadores crece

El sistema operativo de Google para ordenadores crece

Cuando Google anunció en junio de 2011 su intención de crear un sistema operativo para PC, ChromeOS, la respuesta del mercado fue de incredulidad. Durante años, Linux y OSX habían intentado hacer mella en el dominio de Windows sin éxito, ¿Qué podía aportar Google con una plataforma nueva? Es más, ¿por qué molestarse en impulsar un sistema operativo alternativo a Android en lugar de adaptar la plataforma móvil a un PC que cada vez tenía más elementos en común con la tableta?

Los primeros chromebook, nombre que reciben los ordenadores equipados con ChromeOS, parecían dar la razón a los escépticos. Medios y analistas coincidieron en señalar que la dependencia de una conexión permanente a la Red y la imposibilidad de instalar aplicaciones los convertía en máquinas muy limitadas, incapaces de competir con PC de gama baja, netbooks o tabletas.
Tres años más tarde, el mercado parece haberse reconciliado con el plan de Google. Es todavía una plataforma minoritaria, pero crece a gran velocidad en un entorno cada vez más asfixiante para Windows. Las ventas de chromebook son una de las pocas sorpresas en las cifras de IDC y Gartner para este año. Las ventas de PC continúan cayendo, pero lo hacen de forma mucho más moderada. La clave podría estar en los ordenadores equipados con ChromeOS.

Gartner espera que en 2014 se vendan cerca de 308 millones de ordenadores. En 2013 rondaban los 317 millones. Mientras, la categoría de «ultramóviles» en la que Gartner engloba los chromebooks, ha pasado de vender tres millones de unidades en 2013 a casi 5,4 millones en 2014. La cifra es una estimación basada en la primera mitad del año. La consultora IDC, que acaba de publicar su informe semestral, también apunta a un crecimiento en la venta de chromebooks frente a la caída general del mercado de la informática.
¿A qué se debe el súbito interés? Los analistas señalan dos vectores a través de los cuales Google ha conseguido mover su plataforma. El primero es la empresa. Muchas compañías han retrasado la renovación de PCs por la crisis económica. El fin de soporte para Windows XP y la mejora de las perspectivas de crecimiento han animado a las compañías a invertir en nuevos equipos. Pero el PC convencional ya no es la única alternativa. Los chromebooks en combinación con las herramientas empresariales de Google -Google Drive o Google Apps for Business- ofrecen algunas ventajas como el precio y la facilidad de gestión y mantenimiento.

El segundo es el mercado educativo. En colegios de Estados Unidos, chromebook se ha convertido en la plataforma elegida. Según la consultora NPD, las ventas de chromebooks en el canal profesional estadounidense (empresas, colegios y Gobierno), han crecido el 270% este año y representan tres de cada 10 máquinas vendidas. «Se han convertido en una tercera alternativa a Windows y OSX», señala Stephen Baker, vicepresidente de NPD.
En un intento por frenar a este nuevo competidor, Microsoft ha anunciado que trabajará con varios fabricantes, entre ellos Toshiba y Acer, para crear PC de menos de 250 dólares y ha comenzado una agresiva campaña destinada al consumidor doméstico en la que resalta las limitaciones de ChromeOS, entre ellas la imposibilidad de ejecutar la versión completa de Office y el mejor soporte de impresoras y otros accesorios.

En la creciente popularidad juega también un papel importante el proceso continuo de mejora de Google. En los últimos tres años Google ha depurado la plataforma. El aspecto general del sistema ahora es más parecido a Windows y OSX, con un escritorio y ventanas; hay mejor soporte para trabajar sin conexión a la Red y regala a los compradores 100 GB de almacenamiento en Google Drive durante dos años. Por último, la integración con Android es cada vez más completa. Los usuarios que tengan un móvil con el sistema operativo de Google podrían tener acceso a ciertas aplicaciones desde el escritorio de su chromebook.
Aún así, a Google le queda un largo camino por recorrer en el mundo del PC. Aunque el crecimiento es significativo, la empresa de Mountain View parte de una base muy pequeña y centrada sobre todo en Estados Unidos. Fuera de sus fronteras, Windows sigue siendo el gigante de la informática. Según StatCounter -que mide la penetración de las diferentes plataformas de acuerdo a las vistas realizadas a cientos de miles de páginas web- ChromeOS no llega al 0,2% del mercado. Las diferentes versiones de Windows suman casi el 90% y OSX, la segunda plataforma, representa un 8%.

Fuente El Mundo



Segna Solutions 2014